Los equipos de cocina y de ocio educativo nos hemos reunido para compartir cuál será el eje temático del proyecto de este curso. La propuesta para los niños es convertir el comedor en un restaurante que pueda optar al concurso de las tres estrellas Farinetes, las del “Bueno, Sano y Sostenible”.

El encuentro ha servido para compartir el dosier con los retos propuestos para iniciar este proceso que nos llevará hacia un comedor bueno (desde el punto de vista gastronómico, de confort y de bienestar), sano (con unos hábitos de alimentación y actividad física saludable) y sostenible (con un impacto social y medioambiental positivo).

BUENO

Tendremos en cuanta todo aquello que nos reportará satisfacción y beneficios emocionales y sensoriales, tanto a nivel personal como de grupo. Os enumeramos algunas de las líneas de trabajo que harán que consideramos que tenemos un comedor más bueno:

  • Trabajar la autonomía y la responsabilidad a nivel de tareas, porque el empoderamiento nos ayude a aumentar el bienestar emocional de los niños y niñas.
  • Mejorar a nivel de comensalidad. Comensalidad quiere decir tener elementos para compartir, para elegir, etc. que hagan que nuestro momento de la comida sea más adaptado a las necesidades individuales. Un ejemplo, si me gusta o no el vinagre, tenerlo disponible para ponerme.
  • Dar un valor gastronómico diferencial. Talleres de cocina o “bits” de información para aprender mucho más sobre los alimentos y sobre que conviene en nuestro cuerpo y a nuestra mente, visitas de las familias, comidas de las diferentes culturas… Tendremos un panel informativo que nos dará la bienvenida en el comedor y ayudará en esta línea de trabajo.
  • Asegurar que el espacio nos aporte confort a nivel sensorial (bajar el nivel de ruido, elementos decorativos, olores, tranquilidad, tacto…).

ENTRE LOS RETOS QUE TRABAJSREMOS PARA AVANZAR HACIA UN COMEDOR MÁS BUENO:

¡ELEGIMOS LOS MENÚS DE LOS FESTIVOS! (la posibilidad de elegir menú en ocasiones especiales tiene en cuenta las preferencias de los niños y nos permite compartir la información nutricional de aquello que han elegido).

CONTAMOS CON ELEMENTOS PARA COMPARTIR.

SANO

Queremos transmitir la importancia de tener unos buenos hábitos de vida para mejorar la salud. Llevar una alimentación sana, evitar el senderismo y hacer alguna actividad física diría que son los pilares básicos para conseguirlo. Las líneas de trabajo que harán que consideremos que tenemos un comedor más SANO son:

  • Proponer una alimentación equilibrada. Las nuevas tendencias alimentarias, la utilización de productos integrales, la reducción de la proteína animal …
  • Garantizar la seguridad alimentaria. Hacer un buen seguimiento de las alergias, educar unos buenos hábitos de higiene corporal y dental y, también del espacio.
  • Trabajar el concepto de ración suficiente. Tenemos que tener un buen conocimiento de lo que es recomendable según la edad y según el tipo de alimento, pero también enseñar a escuchar la propia sensación de hambre.
  • Enseñar a los niños las propiedades de los alimentos, la aportación de diferentes nutrientes… y enseñarlos a elegir cuál nos conviene más en cada momento.
  • Promover la actividad física como complemento de una dieta saludable.

ENTRE LOS RETOS QUE TRABAJAREMOS PARA AVANZAR HACIA UN COMEDOR MÁS SANO:

ORGANIZAMOS EL MEATLESS DAY (una jornada para ser conscientes que hay que reducir la ingesta de proteína animal y potenciar la vegetal).

PENSEMOS EN EL HAMBRE QUE TENEMOS (somos conscientes de una capacidad que tenemos en nacer y es la de auto regularnos el hambre: saber cuándo estamos saciados o cuando, por el contrario, tenemos más hambre y queremos repetir algún plato).

SOSTENIBLE

Organizamos las actividades de forma que podamos equilibrar los ámbitos económico, social y ambiental… Se trata de mejorar el hoy sin poner en peligro los recursos del mañana. Las líneas de trabajo que pretendemos que se trabajen serían:

  • Pensar/participar en actividades con impacto social positivo. El proyecto cooperamos, de reaprovechamiento alimentaría, podría ser un ejemplo.
  • Cuidar nuestro planeta desde la utilización de productos/materiales con menos impacto ambiental. Esto va desde los productos de proximidad, hasta reutilizar materiales para hacer talleres.
  • Minimizar y mejorar la gestión de los desechos. Tenemos que encontrar, con la colaboración de todo el mundo, maneras de tirar menos comer, de aprovechar el cartón, dejar de producir basura no reciclable y recuperar para decorar, para reutilizar y renovar.

ENTRE LOS RETOS QUE TRABAJAREMOS PARA AVANZAR HACIA UN COMEDOR MÁS SOSTENIBLE:

HAGAMOS El HUERTO DEL COMEDOR (potenciamos el verde en la escuela con plantas de interior o exterior)

TRABAJAMOS PESA Y PIENSA (el proyecto educativo que permite sensibilizar los niños sobre el derroche alimentario y su consumo responsable)

CADA EQUIPO DE CAMPOS ESTELA En LA ESCUELA HA ESCOGIDO MÁS RETOS QUE FORMAN PARTE DEL BUENO, SANO Y SOSTENIBLE, EL PROYECTO QUE SIRVE PARA CERRAR LA CELEBRACIÓN DEL 50º CUMPLEAÑOS DE CAMPOS ESTELA A TRAVÉS DE LA RECUPERACIÓN DE RECETAS TRADICIONALES I DE AVANZAR EN EL VALOR GASTRONÓMICO DE LOS MENÚS ESCOLARES.

Blog

Facebook

Copyright © 2024 Campos Estela - Serveis de restauració | Todos los derechos reservados | Privacidad y Cookies